LA FRUTA REDUCE EL RIESGO DE CONTRAER DIABETES TIPO-2

Un estudio publicado en el British Medical Journal sugiere que el comer más frutas, especialmente los arándanos, las manzanas y las uvas, está vinculado a un menor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. Los arándanos reducen el riesgo en un 26%. Si lo comparamos con las demás frutas, deberíamos comer tres piezas para reducir el riesgo en un 2%.

En este estudio, investigadores del Reino Unido, EE.UU. y Singapur utilizaron datos de tres grandes estudios realizado por enfermeras y profesionales de la salud en los EE.UU. para examinar la relación entre el consumo de frutas y el riesgo de contraer diabetes tipo 2.

¿Qué es la diabetes tipo 2?

La diabetes es una enfermedad incurable en la cual, el cuerpo no puede controlar los niveles de azúcar en la sangre, debido a problemas con la hormona de la insulina. En la diabetes tipo 2, las células del páncreas no produce suficiente insulina o las células del cuerpo no responden adecuadamente a la misma. Esto se conoce como resistencia a la insulina.

En estos estudios, el 6,5% de los participantes (12.198 de 187.382) desarrollaron diabetes tipo 2. Los estudios utilizaron cuestionarios de frecuencia alimentaria para dar seguimiento a los participantes cada cuatro años, preguntando con qué frecuencia, en promedio, comían una porción estándar de cada fruta. Las frutas que se utilizan en el estudio fueron las uvas o pasas, melocotones, ciruelas o albaricoques, plátanos, melones, manzanas o peras, naranjas, fresas y arándanos.

El análisis de los datos de los investigadores mostraron que tres porciones por semana de arándanos, uvas y pasas, manzanas y peras reducen significativamente el riesgo de diabetes tipo 2. Mientras que toda la fruta ha demostrado reducir el riesgo, estos frutos parecían ser particularmente eficaces. Los investigadores señalaron que esto podría ser debido al hecho de que estas frutas contienen altos niveles de antocianinas, que se ha demostrado en ratones que ayuda a mejorar la captación de glucosa. Los mismos frutos contienen polifenoles presentes en la naturaleza, que se sabe que tienen efectos beneficiosos.

El Dr. Matthew Hobbs, director de investigación de Diabetes UK, asegura que el estudio proporciona una prueba más de que comer una dieta equilibrada y saludable que incluya una gran variedad de fruta y verdura es una parte fundamental para reducir al mínimo el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. Sin embargo, afirma que los vínculos entre la diabetes tipo 2 y determinados tipos de frutas o bebidas de frutas deben ser tratados con precaución. “Algunas de las conclusiones se basan en una serie de supuestos y modelos que pueden haber distorsionado los resultados de manera significativa. Por ejemplo, los investigadores utilizaron encuestas para preguntar a los participantes con qué frecuencia consumían ciertos alimentos. Este tipo de encuesta a menudo puede ser poco fiable porque las personas son más propensas a recordar ciertos tipos de alimentos.”

Kamlesh Khunti, profesor de diabetes de atención primaria y de medicina vascular de la Universidad de Leicester, dijo que el gran estudio mostró que comer cualquier fruta es bueno. Noticia y Foto BBC News Health