TITULARES DE PRENSA 17.12.2013

EL PROVINCIAL ENCARGA UN ESTUDIO DE LA EXTERNALIZACIÓN DE RADIOLOGÍA

El Hospital Provincial de Castellón ha encargado un estudio de viabilidad sobre la posible externalización del servicio de radiología y medicina nuclear, aunque aún no ha tomado una decisión al respecto, según afirmaron ayer fuentes hospitalarias. El servicio de radiología comprende pruebas como las radiografías, ecografías, mamografías o tacs. De igual modo, el servicio de medicina nuclear del Hospital Provincial se encarga del diagnóstico precoz y es único en la provincia. Por su parte, el secretario general del PSPV en Castellón, Francesc Colomer, rechazó ayer, junto al portavoz parlamentario de Sanidad, Iganico Subías, la posible privatización de estos servicios. Colomer aprovechará el pleno de hoy de la Diputación para preguntar sobre si la institución provincial tiene conocimiento de esta posible externalización. “Estamos en contra porque los servicios de radiología y medicina nuclear son básicos para el diagnóstico y el tratamiento de los pacientes, por lo que estamos ante un nuevo ataque al sistema sanitario público”, señaló el secretario provincial del PSPV. De igual modo, desde UGT alertaron del nerviosismo entre la plantilla “por el rumor incesante de la privatización de estos servicios”, y auguraron que si, finalmente, se produce mermará la calidad asistencial. elPeriódicoMediterráneo

EL MINISTERIO CITA A LAS AUTONOMÍAS PARA EQUIPARAR CIGARRILLO ELECTRÓNICO Y TABACO

El Ministerio de Sanidad ha decidido coger el toro por los cuernos y hacer caso a la decisión tomada por el Parlamento Europeo el pasado 9 de octubre. Ana Mato ha citado mañana a todos los consejeros del ramo para equiparar la normativa española sobre los cigarrillos electrónicos a la comunitaria. Hasta el momento, la ley no indicaba qué requisitos mínimos debían tener estos productos que han proliferado en los últimos meses en el territorio nacional. En la Comunitat Valenciana, los establecimientos que los venden superan ya el medio millar a pesar de que se desconoce su tipología exacta o los compuestos químicos con los que están confeccionados. La Administración central admitía la semana pasada que estos dispositivos no cuentan con una regulación sanitaria específica y que se trata de «productos considerados problemáticos al no haber sido evaluados por las autoridades en ningún país». LAS PROVINCIAS, a través de varios expertos en la materia, ha venido denunciando la situación irregular de los cigarrillos electrónicos y los problemas que ello podía acarrear en los consumidores. La Unión Europea modificó su normativa hace tres meses y los equiparó al tabaco, algo que el Gobierno español «apoya» dado que «permitirá evaluar la calidad, seguridad y eficacia» de estos dispositivos. Cataluña fue la primera comunidad autónoma en tomar una determinación en torno a estos productos y decidió que no se podían utilizar en los centros públicos. El pasado día 10, la Conselleria de Sanidad remitió una circular a hospitales, colegios y residencias aconsejando que no se usasen estos dispositivos en sus instalaciones. LasProvincias

LOS ENFERMEROS QUIEREN EXTIRPAR VERRUGAS Y QUISTES PARA AHORRAR DINERO A SANIDAD

La enfermería ya no tiene una salida laboral segura y en el futuro, las perspectivas son cada vez menos halagüeñas, según anunció ayer el presidente del Consejo de Enfermería de la Comunitat Valenciana, José Antonio Ávila, quien auguró que en el próximo lustro la titulación de enfermero será sinónimo de profesional en paro, de seguir proliferando las universidades que imparten esta formación. “Somos el nuevo ladrillo de la economía valenciana”, declaró Ávila quien vaticinó que en los próximos años no habrá trabajo para cuatro promociones de enfermeros. Sin embargo y ante tan sombría perspectiva, el portavoz del Consejo Autonómico reinvindicó ampliar el campo de acción de este colectivo profesional con la propuesta de que los enfermeros participen en el programa de Cirugía Menor Ambulatoria de la Conselleria de Sanidad, de modo que estos profesionales puedan hacer estas pequeñas intervenciones como extirpación de verrugas, lunares, quistes, cirugía de la uña y lipomas en los centros de salud, como ya se hace en Asturias y Andalucía. Este programa supondría un importante ahorro a la conselleria ya que una operación de esta índole en un hospital por un médico cuesta 588 mientras que si la realiza un enfermero costaría 172 euros. Ávila recordó que ante las escasas salidas profesionales, 600 enfermeros valencianos son contratados cada año para trabajar en el extranjero, concretamente en Finlandia, Reino Unido y Alemania. La picaresca también ha salpicado a estos profesionales que han sido víctimas de contratos engañosos, como ocurrió a cuatro profesionales en Alemania. Levante-EMV