EL DEPARTAMENTO CLÍNICO-MALVARROSA PONE EN MARCHA GRUPOS DE AYUDA MUTUA PARA PACIENTES CON DOLOR CRÓNICO

El Servicio de Psiquiatría del Departamento de Salud Clínico-Malvarrosa ha puesto en marcha recientemente grupos de ayuda mutua para aquellos pacientes con dolor crónico y que son previamente tratados en la Unidad del Dolor de este Departamento.

La Unidad de Psicología clínica, perteneciente al Servicio de Psiquiatría, viene trabajando desde hace siete años aproximadamente en el tratamiento psicológico en grupo de las personas que padecen dolor crónico. Actualmente se ha dado un paso más en este abordaje psicológico y en colaboración con la Unidad del Dolor del Hospital Clínico ha iniciado la coordinación de grupos de ayuda mutua.

“La experiencia de dolor supone un sufrimiento con un componente afectivo y emocional. Es habitual la aparición de fenómenos psicopatológicos como la ansiedad y la depresión, que afecta de forma global a la persona y a su entorno” ha explicado Amparo Malea, psicóloga clínica del Departamento Clínico-Malvarrosa.

“Los grupos de ayuda mutua son grupos donde se reúnen personas de forma voluntaria para ayudarse mutuamente y lograr un determinado propósito. Nuestro objetivo al plantear este tipo de intervención será conseguir un cambio en su estilo de vida, teniendo en cuenta que los factores relacionales y contextuales pueden cambiar la percepción del dolor”, ha informado la psicóloga.

Los objetivos principales de estos grupos de ayuda mutua son, en primer lugar, conseguir la interacción personal y asunción individual de responsabilidades sin participación de ningún profesional, aunque estos grupos están supervisados y coordinados de forma externa por profesionales. Otro de los fines es que los y las pacientes conozcan mejor la patología que padecen, obtener la información necesaria y, sobre todo, darse apoyo emocional y salir de un posible aislamiento.

El primer grupo se ha iniciado recientemente con reuniones periódicas en el Hospital Malvarrosa con la supervisión de la psicóloga del centro, Amparo Malea. La participación en estos grupos de autoayuda es voluntaria y se ofrece a aquellos pacientes que ya han participado y han completado previamente todas las sesiones de tratamiento psicológico en grupo de las personas que padecen dolor crónico. GVA Sanitat/COECS